Meghan, duquesa de Sussex, se vio en la penosa necesidad de pedir apoyo a una mujer cuando sufrió un ataque de ansiedad mientras realizaba sus compras en un supermercado.

La ex actriz de la serie ‘Suits’ -que se casó con el príncipe Harry en 2018 y se mudó a Los Ángeles en 2020 con su esposo después de abandonar sus funciones reales-, reveló que el duque de Sussex le dio el número de teléfono de una mujer que pensó que podría ayudarla cuando su salud mental estaba en su «peor estado».

«Estaba en mi peor momento y llamé a una mujer que mi marido había encontrado como referencia para que me ayudara. Hacía las compras en el supermercado y tuve que llamarla porque me sentía muy mal. Ella se dio cuenta del estado de gravedad en el que me encontraba», relató Meghan durante su paso por el podcast Archewell de Spotify.