Sendos bandos militares en apoyo del Gobierno del presidente Nicolás Maduro y del presidente de la Asamblea Nacional, Juan Guaido, se aproximan a un enfrentamiento en Caracas.

Después de que un nutrido grupo de militares se sumaran a Guaido, reconocido como presidente interino de Venezuela por medio centenar de países, y liberaran al opositor Leopoldo López, en arresto domiciliario, muchos ciudadanos han salido a las calles de Caracas.

En la plaza de Altamira de Caracas, que ha sido el centro de las protestas contra Maduro, se ha empezado a concentrar gente.

López, líder del partido Voluntad Popular (VP) del que también forma parte Guaidó, salió a la calle en Caracas y se unió a éste y a los militares que los apoyan.

El ministro de Comunicación de Venezuela, Jorge Rodríguez, informó que el Gobierno de Nicolás Maduro está “enfrentando y desactivando” un plan golpista en alusión al pronunciamiento hecho por Guaidó desde una base aérea militar

“Informamos al pueblo de Venezuela que en estos momentos estamos enfrentando y desactivando a un reducido grupo de efectivos militares traidores que se posicionaron en el Distribuidor Altamira para promover un Golpe de Estado contra la Constitución y la paz de la República”, indicó el ministro.

Guaidó anunció este martes que “la familia militar de una vez dio el paso” para unirse a él y conseguir “el cese definitivo de la usurpación” que considera que Maduro hace del Gobierno.

 

Comenta tu opinión

comentario...